TRANSLATE

English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

"Aférrate a tu sentido del humor, lo necesitarás todos los días” (T.E. Lawrence, Lawrence de Arabia)



19.1.16

Alberto Rodríguez, el Manostijeras del Parlamento español

Alberto Rodríguez, nuevo diputado del Congreso español, ha sido insultado por medios de comunicación, compañeros de Parlamento y otras gentes de orden, sólo por llevar el pelo con rastas.

Me pregunto y os pregunto ¿por qué incomoda e irrita tanto que alguien se salga de la “norma”.

Lo que de verdad nos debería aterrorizar no son las personas originales,  que van como les da la gana, sino las masas uniformes que actúan, piensan (si es que lo hacen) según les dictan. Aun en contra de sus intereses...

... Eso sí parece raro y estúpido.
El Presidente en funciones, señor Rajoy, se pone en las manos de su nueva asesora de imagen

Las masas suelen ser sumisas e indiferentes, pero también pueden convertirse en jaurías que despedazan al que no encaja en el patrón establecido.

El miedo al diferente les hace burlarse y atacar al “raro” que perciben peligroso, según les han enseñado, mientras votan, jalean y consienten a los corruptos que los explotan y desprecian.
Sé que algunos pensáis que sigo siendo una frívola y que este post es sólo una excusa para disfrazarme de Eduardo Manostijeras…

Lo confieso, adoro esa peli, pero también quiero tentar a diputados y diputadas a que prueben este genial peinado, a ver si nuestro Parlamento viejuno se renueva, ¡aunque sea sólo por los pelos!

raro, ra
Del lat. rarus.
Extraordinario, poco común o frecuente.
Insigne, sobresaliente o excelente en su línea.
          ¡Maaaarchando una de raros!, que la mayoría de políticos “normales” en España están muy rancios.
¡Oído cocina!

44 comentarios:

Tesa Medina dijo...

Hola, amigos y bloguers.

Mi madre ya me lo decía de pequeña, "nena, qué rara eres", y yo creía que no era terrestre, sino que me había abandonado una nave de otro Planeta, hasta que alguien que me acepta y me quiere como soy me dijo...

"ser raro sólo es un concepto estadístico"

Los que hayáis visto la peli “Edward Scissorhands” (Eduardo Manostijeras) entenderéis enseguida la comparación del título de mi post.

Chico raro, que da miedo a unos y enternece a otros.

Al final, los que parece que lo aceptan acaban sucumbiendo a la histeria colectiva. “Es diferente, es peligroso”


Deseo de corazón que la historia de nuestro Manostijeras patrio sea mucho más feliz.

Muchas gracias por echarle un ojo a "El Almacén"

Os iré visitando, pues sabéis que aunque tarde, siempre llego.

Un montón de besos, y recordad que lo que importa es cómo son las personas no como visten o cuanto tienen.

Molina De Tirso dijo...

Yo también estoy indignada con tanta tontería, a los políticos casi puedo disculparles porque siguen en campaña electoral, los que ya no tienen perdón son los periodistas que les sirven de altavoz. Gente a la que se supone con mundo.

Tracy dijo...

La cosa tiene aún más alcance que el peol, lo que están temblando es de tener que compartir cámara con gente que no es de su ralea y pueden ESTROPEARLES EL PASTEL QUE ENTRE TODOS TENÍAN AMAÑADOS.
Estupenda entrada.

Lu dijo...

¡¡GENIAL GENIAL GENIAL! No sé que decir, mas que GENIAL ESTA ENTRADA. Es que la impotencia me acelera la artrosis y mis dedos entumecidos no pueden escribir a la velocidad de mis pensamientos. La impotencia de ver que las masas responden a los que no se salen del molde, y luego te acusan a ti de estar siendo un títere de los medios de información, etc etc.
¿qué importa el pelo, la identificación sexual, tatuajes, aretes o lo que sea si se es buena gente? ¿que importa que no sea como "el modelo" si es un trabajador de la política y sus pensamientos son pro comunidad, a favor de los más necesitados y el bienestar de los pueblos?
¡Uf!Más que un teclado, con este post necesito un altoparlante, un micrófono o cualquier cosa que permita oír mi voz. Y no pararé de hablar, aun si nadie me
escuchara...tan sólo para no olvidarme de mis principios y de saber que "ser raro", más que un defecto, es un don.

P/D ¡adoré (adoro) a Manostijeras!
Abrazo Tesa querida y gracias por este espacio maravilloso

tecla dijo...

Eso mismo digo yo. A ver si se reorganiza y se renueva con inteligencia y sin prejuicios aunque sea por los pelos.
Qué gusto me da leerte.

tecla dijo...

Están más rancios que un trozo de tocino de antes de la guerra.

llorenç Gimenez dijo...

Hola Tesa.. Que rarita eres.. pero mira te entiendo todo, y no se si preocuparme, porque querrá decir eso que yo también soy rarito..!!
Algunos que se sientan en los bancos del congreso, con corbata incluida, si que dan miedo, a ti te recuerda la peli Manostijeras, y a mi algunas me recuerdan, El padrino I - II - III..
Sabes si Rajoy se pone en manos de su nueva asesora de imagen, igual lo acabamos viendo con una cresta de color azul (azul PP)
Ademas a ese tío no lo entiendo, se pasa el día criticando a Sanchez, y esta loco porque lo envista presidente..??
Ahora a criticado el pacto del Tinell, y resulta que fue su partido con el Sr. Aznar a la cabeza y el como ministro de los hilillos, quien lo firmo..??
Este tío no lo entenderé nunca.. !Pais..!! que decía Forjes.. Un abrazo....

Conchi dijo...

Hola Tesa: para mi lo importante es, que el político de turno haga las cosas bien para todo el país y no como vaya vestido o peinado. Muy buena tu entrada.

Un abrazo.

wastedcherry dijo...

Pues sí, Tesa, yo nunca he comprendido la actitud de los que señalan y condenan lo que les parece raro. En mi vida he sido muy frecuentemente etiquetada de rara, por lo que de muy jovencita me aprendí un poema de Alfonsina Storni y lo declamo muy ufana cada vez que me reclaman mi diferencia:

¿Qué diría la gente, recortada y vacía,
si un día fortuito, por ultra fantasía,
me tiñera el cabello de plateado y violeta,
usara pelo griego, cambiara la peineta
por cintillo de flores: miosotis o jazmines,
cantara por las calles al compás de violines,
o dijera mi verso recorriendo las plazas
libertado mi gusto de mortales mordazas?

¿Irían a mirarme temblando en las aceras?
¿Me quemarían como quemaron hechiceras?
¿Rogarían en coro, escuchando la misa?
En verdad que pensarlo me da un poco de risa.

wastedcherry dijo...

Ah, qué te digo, tus fotomontajes están de fábula, y tú con manos de tijera pareces insinusrnos que te queda mucha tela de donde cortar ¡Avanti, Tesa!

virgi dijo...

A mí me gustó mucho esa peli, sabes?
Y hace poco oí un rato al chico de las rastas (tinerfeño, sí) y me encantó, lo sentí muy honesto y natural. Espero no haberme equivocado.

Como verás, estoy volviendo, querida Tesa, me cuesta ponerme a hacer algo y sobre todo, estar mucho rato aquí sentada visitando blogs, pero el tuyo no podía perdérmelo.

¡Ah, estoy segura que Botticelli fliparía contigo! De modelo, de consejera, de amiga, de artista...

Abrazo y besos montones.

Lu dijo...

Tesa, nada dije en mi comentario anterior de tus creaciones, tu divertida manera de decir hasta las peores cosas y tus maravillosos fotomontajes, porque no quise mezclar los tantos. Así que este comentario es para decirte, una vez más, que tu creatividad no tiene límites y que siempre es un momento muy ameno el que paso en esta, tu casa de las artes.
¡Y claro que adoro a Johnny Depp y me encantan las pelis de Tim Burton!. (De hecho, hacen dos días volví a ver "El gran pez")
besos

Maman Bohème dijo...

De esa peli guardo en mi mente la mirada del personaje de Deep.
Esa mirada entre miedo, amor, curiosidad y deseo de ser aceptado...
la decepción y la tristeza.

Me quedo con algo que dices y que he pensado muchas veces...la sumisión de la gente y su indiferencia con todo lo que ocurre a su alrededor...pero en qué pueden llegar a convertirse cuando algo les da miedo...porque al final creo que siempre es el miedo a que nos cambien la vida que ya tenemos...
no se quiere mejorar ni esforzarse a cambiar. Pero tampoco que nadie lo haga ni se salga de la norma...

Eres genial.
un abrazo!

RECOMENZAR dijo...

Cuanto arte mi querida en tan pocas letras
ha screado una maravilla de belleza

Maripaz dijo...

Jajaja, me encanta la foto de Manostijeras y la gente "rara"
Prejuicios y miedo unido forman un cóctel explosivo.
Te ha quedado muy divertida la entrada.

Óscar Sejas dijo...

El congreso es el reflejo de la sociedad que tenemos y, ya sabemos que en cuanto alguien se sale de la norma le salen críticas por todos lados, siempre por parte de los que nunca hacen nada que se salga de la línea recta que ellos mismos se marcan, bien por herencia o bien porque la han impuesto dentro de lo que ellos consideran ideario de vida.

En fin, te queda muy bien el look de Eduardo jajaja.

Salud!



MuCha dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ildefonso Robledo dijo...

La cuestión es si debajo del pelo, en las capas algo mas profundas, hay o no algo de cerebro... Y si ese cerebro se utilizará en la buscada del bien comun o del bien propio, que en estos tiempos son muchos, sean viejos o jovenes, que los confunden, y siempre lo hacen en provecho propio.

A mi que tengan rastas o no, no me dice nada. No es ningun merito tenerlas.

Un abrazo, amiga

Existe Sempre Um Lugar dijo...

Boa tarde, felizmente o parlamento português mudou, grande parte dos deputados foram substituídos por jovens com a mentalidade mais aberta e sensíveis aos problemas sociais, são novos deputados com ideias e capacidade para beneficiar com justiça o povo mais desfavorecido que foram vitimas dos senhores que vestem fatos com gravata de mentalidade retrograda e submissa, o cabelo do Alberto Rodriguez não interessa, o que mais de importante que o ser humano tem é o seu carácter, coisa que os deputados da direita são vazios.
AG

ReltiH dijo...

DEFINITIVAMENTE TENER SENTIDO COMÚN EN ESTA PUTA SOCIEDAD, ES MAL VISTO.

ABRAZOS

Hola, me llamo Julio David dijo...

Me recuerda el tiempo (no hace mucho) cuando en los currículum era obligatorio colocar o adjuntar una foto del postulante. Luego una ley lo prohibió, porque fomantaba la discriminación y el prejuicio a priori. Tarde se dieron cuenta los señores políticos chilenos, pero al menos repararon en esa estupidez. Uno no va a una empresa a pedir noviazgo, sino a desarrollar aptitudes y a brindar aportes que guardan cero relación con la subjetiva rareza que posea físicamente el postulante.

Por suerte yo soy un osito de peluche, por lo que tiendo a caer bien de entrada jeje

Sam dijo...

¡Viva la diferencia!

Yo también soy raro, y me moriré sin saber qué es lo "normal". Cuando era niño, en el mundo lo normal era una cosa, ahora lo normal es otra, mañana, ¿quién sabe lo que será normal? Al final o vive uno o se adapta a lo que está de moda.

De todas formas, hay que pensar en la gente gris, si no hubiera gente luminosa como tú, se aburrirían mortalmente, todavía más. En el fondo critican al diferente porque no se atreven a ser diferentes, o porque en el fondo saben que no dan para más.

Y además esa manía de que todo el mundo sea igual cuando en el fondo creo, y mucho en el siguiente diálogo de "Los nombres del amor", película que te recomiendo:

-El día que haya sólo bastardos, habrá paz en el mundo.Los bastardos son el futuro de la humanidad.
-Eso se llama "vitalidad híbrida".
-¿La qué?
-En biología. Dos especímenes con patrimonio genético distinto que se aparean, se llama "vitalidad híbrida".
(http://arrebatodecine.blogspot.com.es/2014/06/los-nombres-del-amor-2010-michel-leclerc.html)
-Es hermoso.

Ah, Tesa, en mi época heavy llevaba melena y movía la neurona,y claro al nacer los hombres llevamos el pelo corto y las mujeres la melena, es increíble pero tanto que nos creemos avanzados y casi todas las mujeres con el pelo largo y casi todos los hombres con el pelo corto, y nos creemos avanzados.(El blog lo he remodelado, ahora va por montones, también de gracias, y con un ramalazo hardcore (Fugazi)

Vaya parrafada, tu entrada me ha hecho recordar muchas cosas que en parte tenía algo olvidadas. Yo me corté el pelo, que me teñí una vez de rojo, y me quité el piercing porque al final la gente te mira raro, y prefiero pasar desapercibido. Un viejo amigo se cortó la melena y la perilla, estilo ZZ Top, por el mismo motivo. Supongo que es triste lo que sacrificamos de nosotros mismos para ser como los demás, o aparentarlo. De jóvenes, casi todos los del grupo de amigos llevábamos el pelo largo y había sitios en los que no nos dejaban entrar por llevar el pelo largo y ser hombres.

Me ha gustado mucho tu post, chispeante y lúcido, como tú.

Un abrazo

Marina Fligueira dijo...

¡Hola Tesa!!!

¡Ay hija mía!!! Te dejo un aplauso prolongado y paso en otro momento. Fantástico pogs.
Mil gracias.

Un abrazo.

Noa dijo...

Sí, entiendo por qué los amores trágicos quizá los prefirieses de joven.

Son muy buenas las imágenes, mi caótica.

Noa

ñOCO Le bOLO dijo...


También a mi me gusta lo raro. Tiene un plus, el plus de lo minoritario, que no quiere decir necesariamente lo excelso. Lo que si parece claro es que dentro de la normalidad 'absoluta' se esconden los grandes monstruos, esos que de vez en cuando dan la gran campanada... que lamentamos.
Me encantan tus rarezas, y el dominio del fotomontaje. De mayor quisiera ser como tú.

BPdMyN

· LMA · & · CR ·

la MaLquEridA dijo...

Como si traer el pelo de cierta manera tuviera que ver con el ser "normal". Hay que ver como se las gastan los " bien peinados",

Beso

Elda dijo...

Una buena entrada de crítica hacia las personas que guardan las formas, que al fin y al cabo son más respetadas bajo mi punto de vista. Se puede tener el look que cada uno quiera, pero cuando una ocasión lo requiere lo más lógico es hacer un pequeño cambio, y ya no hablo del pelo, sino de la forma de vestir, creo que es una cuestión de respeto hacia los demás...
Un saludo.

Tesa Medina dijo...

ELDA: pienso que mientras una persona vaya limpia y razonablemente vestida, quiero decir que no vaya con un taparrabos si es profesor de niños, por ejemplo, es "respetable"

La mayoría de las personas que conozco que son impresentables suelen vestir muy bien.

Una vez vi a una señora con un impresionante abrigo de visón, unos zapatos y un bolso con cuyo precio me hago yo un viaje de un mes... que le dio un euro a un mendigo con mucho desprecio y dejándole claro que era para el perro no para él.

Ayer vi a un chaval con pinta de punki llevarle un bocadillo al mismo mendigo y una golosina al perro.

-Toma colega, que está calentito, le dijo y se fue con su cresta verde y sus pantalones rotos, sin más.

Un beso,

Tesa Medina dijo...

SAM:
Hola, Samuel, ya veo que vas ordenando y recopilando con mucho gusto tus historias blogueras.

Me ha encantado la dedicada a los escritores, sobre todo eso de por qué escribimos, y tienes razón, quizá el día que lo sepamos ya no nos interese seguir haciéndolo.

En mi caso, soy más lectora que escritora, no puedo vivir sin leer, pero sí sin escribir. Ahí está la clave.

En cuanto a tu biografía de "rarito" que te voy a contar, cielo, que tú no sepas. En este caso el sentido del humor ayuda mucho.

Por ejemplo: entrar en la mejor cafetería de Santander con pantalón corto o con mallas y el pelo ligeramente de punta, pero pedir el té más exótico,las pastitas más refinadas y comportarte con natural desenvoltura mundana resulta muy, pero que muy divertido.

No me importa nada eso del que dirán. Y si hay que fingir para un bien superior como encontrar un trabajo se hace y punto.

Una vez lo hice, me vestí de señora modosita, puse mi pelo como si fuera la azafata de un congreso del PP y conseguí el trabajo.

Cuando demostré mi valía para ese empeño, retomé mi modo de vestir y de peinarme y mis jefes lo aceptaron sin problema.

Un abrazo,

Elda dijo...

Estoy totalmente de acuerdo contigo Tesa, los sentimientos no tienen color ni ropaje, y sé perfectamente que el hábito no hace al monje, pero supongo que hasta el monje, se pone su mejor hábito si tiene que asistir a un evento importante. Creo que no se viste uno lo mismo para ir a la compra que para ir a una boda, o viceversa… Eso es lo que he querido decir.
Gracias por la respuesta.
Un abrazo.

Magdeli Valdés dijo...

Este mundo es tan dispar y lo hacemos todos...y todas

hay situaciones incomprensibles y no tanto...

en ello queda demostrado las frivolidades que ganan a lo que verdaderamente debe importar
y preocuparles a aquellos que supuestamente estás para hacer las cosas políticamente correctas ...que fueron elegidos para buscar soluciones los verdaderos problemas
que tienen un país y no de preocuparse como se viste
o de que color es el pelo de uno de los que se sienta a conversar con ellos
de esos asuntos...
es algo impresentable ...

y lamentablemente es algo que seguirá ocurriendo...

María Socorro Luis dijo...

Estoy de acuerdo total con todos tus puntos de vista, sobre este tema de meterse en la vida de los otros. Y me indigna muchísimo porque puede llegar a producir daños irreparables. Te felicito por ser tan clara y precisa.

Te dejo besosycariños, Tesa linda. (estás muy guapa)

Marina Fligueira dijo...

¡Ay Tesa!!! Totalmente de acuerdo con todo lo que predicas, reina.

La vestimenta es lo de menos, lo cuenta es el vestido limpio que el alma llave.
Me encanta esa camisa remangada esas zapatillas deportivas y los pantalones baqueros. Dan esa sensación de limpieza de cuerpo y alma. ¡Veremos luego lo que pasa! Pero si quiero deseo un cambio en toda regla.

Un abrazo mi reina: y toda mi estima.
Se muy muy feliz. Gracias por tu bonita huella.

P MPilaR dijo...

alguna vez
alguien elevará la voz
(al cielo)
y clamará con fuerza '¡viva la rareza, extraña virtud!', viva la diferencia!

entre tanto esta voz llega, pues eso:
'Perdónalos ( a los rar-us) porque SÍ saben lo que no hay que hacer'...

besos

María dijo...

jaja si es que llevar rastas ni siquiera es raro, si acaso diferente. Llamativo si quieres, como lo es llevar el pelo cardado o un postizo, me pregunto por qué resulta adecuado colocarse un bisoñé cutre y casposo o peinarse los cuatro pelos de la calva de lado a lado de la cabeza y una frondosa y potente melena es indecorosa ....? ¿no será que sus señorías mueren de envidia al tener su ilustre testa despoblada de pelos?
Ayyyy Diooooossss !!! en esta país confundimos lo cortés, lo valiente , el tocino y la velocidad y nos hacemos un pisto manchego con todo jajaja y mira Tesa ¿sabes al final de lo que se paran estas críticas? de lo superficiales que somos y lo mucho que disfruta el personal señalando, criticando y machacando por deporte .. en fin... Eduardo manos tijeras era tapan dulce que espero este Alberto que la motosierra y les afeite en seco a todos esos apolillados de mente y lengua viperina ;)

Muuchos besos!

Ernesto. dijo...

¡Bravo por tu entrada!

Un gran abrazo, Tesa.

Boris Estebitan dijo...

Te comprendo mucho, es algo tonto, cuando llevaba el pelo largo todos me criticaban, es lo de menos.

Manuel dijo...

En esta ocasión no voy a hacer comentario alguno, ya que terminaría indignado. Estoy al 100%x100% de acuerdo con tu reflexión; menos mal que ya les queda poco.
Muy creativa tu entrada.......Como siempre.
Besos.

alp dijo...

Anda que no hay bichos por el parlamento...vaya tela..un saludo desde Murcia....

chusa dijo...

Hola Tesa, qu^bien te queda el disfraz jaja...
yo tampoco entiendo que pueda resultar ofensivo un peinado rasta, a mi me gusta si va aseado no es falta de respeto...
por lo que respecta al Parlamento yo espero que haya cambios profundos. Te felicito por tu post, siempre única.
Muchos besos Manostijeras ;)

LA ZARZAMORA dijo...

Jajajajajaj , excelente!!
Voy por el traje, ya.
Me encantó la peli también, y la gente rara es lo mío, y me va, me va, me vaaaaa, como en la canción.
;)

Te conocí por Virgi, y con tu permiso, me quedo por aquí.
Besos, simnpática.

Castigadora dijo...

Pues de este post te diré que además de que yo también adoro esa peli, me adhiero a tu idea de que da mucho más miedo una masa que piensa igual en todo (sin pararse a pensar en nada) que el hecho de que alguien pueda mandar a paseo el canon establecido.

Un beso

Sam dijo...

Tesa, sí que me alejo de la blogosfera un tiempo, también de ese blog último, demasiado forzado. Necesito recargar las pilas y dejar atrás una pila de cosas.
Un abrazo.

Tesa Medina dijo...

SAM:

Te entiendo, Sam, hay momentos en que necesitamos darle un giro a nuestra vida, cerrar puertas que ya no conducen a ninguna parte...o eso creemos.

Te comprendo, porque también me ocurre que cada cierto tiempo tengo que aligerar mi vida, librarme de todo lo que la lastra y no me deja volar.

Ya sabes, lanza tu corazón y síguelo, si hay alguna herida se curará no lo dudes.

Por aquí estaré, también tienes mi email para cualquier cosa que se te ocurra.

Un abrazo, Sam, no te olvides de mimarte.