TRANSLATE

English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

"Aférrate a tu sentido del humor, lo necesitarás todos los días” (T.E. Lawrence, Lawrence de Arabia)



15.9.11

¿Qué hacemos con la tristeza?


Foto “Interior en New York, de Joel Meyerowitz” intervenida por Tesa (clica para ampliar)


La consulta de carlota  al Almacén (si clicas en "carlota" vas a su blog)
“¿Qué hacemos con la tristeza que va instalándose hasta en el cemento que nos rodea, cómo abrir la puerta a la ilusión, a la esperanza, sobre todo después de leer la prensa cada día, etc.?”

Respuesta de Tesa
Querida Carlota: aquí en el Almacén parece que somos muy alegres, pero estamos más chiflados que otra cosa, no nos tomamos demasiado en serio y siempre tenemos alguien a quien amar, algo que hacer y un sueño por cumplir. Con esto y la receta caserita que te voy a dar seguro que vas a notar una pronta mejoría. Apunta:

Mucho humor. Reírse de uno mismo es el de mejor calidad.

Ama a alguien. Puede ser persona, animal o vegetal, pero ama.


Deja que te quieran, aunque sea tu gato, tu perro, tu loro o el vecino del quinto.
Disfruta con y de las pequeñas cosas: una puesta de sol, el olor de la lluvia, un buen libro o peli, un café, una charla con los amigos…

Sé tolerante; nadie es perfecto (ve el final de la peli “Con Faldas y a lo Loco” y lo entenderás)
 
Sonríe al menos tres veces al día; relaja los músculos de la cara y tu cerebro se engaña y ordena al cuerpo producir endorfinas. Droga legal y gratis.
Llora al menos una vez al mes; puedes emocionarte, ver un dramón, consultar tu nómina o el saldo de tu cuenta, pero deságuate.
 
Canta. Si tienes oído cualquier cosa y en cualquier momento. Si sólo tienes orejas, canción ligera y debajo de la ducha.
 
Sueña despierta, adaptando el argumento a tu personalidad y deseos más íntimos o hasta inconfesables.
Ten siempre un proyecto en la recámara; no tiene que ser muy importante o sí, pero juega, experimenta, busca y dedica cada día un tiempo a ese espacio personal.
Nota: Si cumples los diez puntos tienes garantía absoluta de que tu tristeza solo va estar contigo el tiempo que le toque por exigencias del guión vital. Si sólo practicas con el nº1, te reirás bastante. Y eso es ya un buen comienzo. ¡Inténtalo y ya nos contarás!

Gato os manda besos mientras lee a Lorca en busca de inspiración y cavila; niño amarillo, que asoma su melancolía ensimismada desde su caja de cartón suspirando, me ha pasado un subrayado muy irónico de un tal Jules Renard:
“Hay momentos en los que todo va bien: no te asustes, no duran”

23 comentarios:

Tesa dijo...

Hola, Bloguers ¿cómo andáis de tristeza?

Nosotros por aquí lloramos cuando nos da la gana, según recomienda nuestro admirado Lorca, y tratamos de aplicar sobre todo el primer punto de la fórmula, eso de reirse de uno mismo y practicar el humor.

A veces entre risas y lágrimas, que así es la vida, tenemos unos momentos intensos de felicidad y entonces nos afirmamos en que a pesar de todo merece la pena este viaje, y que nunca hay que rendirse.


He tenido problemmas con el blog, así que repetí esta entrada y al repetirla la corté que me había quedado muy larga, lo digo por si alguien la ha visto ya y piensa que estamos más chiflados todavía.


Muchos besos y gracias por seguir parando en este Almacén.

elisa gulminelli dijo...

qué buena la frase de jules renard! (y la entrada también, obvio)

chanclas dijo...

Buen Decalogo, Tesa.
Lastima que como pasa con los diez mandamientos,(vaya agnóstico que estoy hecho, hablando de los diez mandamientos), se nos olvide con frecuencia lo importante que resulta para nuestro equilibrio.
Saludos

carlota dijo...

Qué razón tienes, voy a tener que currármelo porque mi naturaleza es de niño amarillo.
De todas formas, sí es cierto que sólo con reír un poco más, todo parece distinto. Creo que hay que rodearse de amigos, abusar de ellos y de las tertulias. Esa receta no falla. Pero a veces me vence la pereza.

Besito a ti, a Gato y a niño amarillo.

JValentina dijo...

Lo de reirse de uno mismo me encanta.....te quedas muy tranquila pensando que realmente la vida merece la pena..porque sino a donde vamos?..los amigos solo son cuatro y rieres de ellos no conviene...
Merece la pena este viaje?..supongo que si..
un beso amiga

Cabopá dijo...

Cómo me gustan estos consejos,
Empezaré por llorar una vez al mes a ver si me desaguo del todo, porque últimamente lloro poco..
Oye este consultorio promete, ¿Has pensado en hacerte publicidad?.je,je.

Besicos amiga, eres una genia de las palabras bien dichas. Me llevo esa frase de Renard..

wastedcherry dijo...

A veces pensamos que es difícil dejar a un lado la tristeza, pero creo que el error reside en que ésta no se deja a un lado, lo que se tiene que hacer es saber lidiar con ella.

Sam dijo...

En momentos confusos yo leo a Pascal... Y el humor inteligente, al estilo de Quino o de El Roto, eso más que para no estar triste me parece imprescindible para mantener un poco la lucidez en el mundo, todavía con una sonrisa.
Grandes consejos, Tesa. Y la frase amarilleada, genial!!!

Con tinta violeta dijo...

Me gustó tanto que la voy a poner en facebook para que mis amigos se enteren y vengan a leer tu decálogo y esa visión tan personal y artística de la vida!!!

Laura Uve dijo...

Hmmm... lucho denodadamente contra la tristeza porque la temo y sé que tengo cierta tendencia. Tus recomendaciones las sumo a las mías propias para derrotarla siempre.

Cómo me gusta la foto...

Abrazos!!

Chorchu dijo...

pero tíos a ver, la tristeza es una parte del ser humano, es la antagonía de la felicidad. Y como no se puede ser feliz totalmente tampoco se puede ser triste totalmente. Vamos que la tristeza crea y enseña como su antónimo. El problema es el que vive en la tristeza (eso no es normal) pero la vida nos va dando tristezas para luego tener alegrías, por decirlo de alguna forma es la antesala de ella.
Creo que el mejor día de la vida es cuando esa tristeza se madura a un intermedio con la felicidad...aunque sea duro el intermedio. Y venga que se de lo que hablo!
Alguien se puso a pensar lo aburrida que sería la vida sin un triste momento que vivir, que recordar?
Estar tristes y felices es lo que (por cierto hoy nos une) nos hace humanos, mañana cuando la tristeza no esté y esté por llegar la felicidad no se olviden de apretujar cada momento.

ñOCO Le bOLO dijo...


· Yo, a Carlota, le diría que no se tome la vida en serio, que no va a salir viva de ella.
A ti no hace falta que te diga esto, que ya sé que tú no eres seria.
Eso si, las dos, cuidad bien vuestros cuerpos, que os pueden durar toda la vida.
Al gato no le digo nada. Él ya sabe cuidarse.

· Besos perfumados de níquel.

CR & LMA
________________________________
·

Tesa dijo...

SAM: soy fan incondicional del Roto, me parece tan lúcido y genial. ¿Cómo se puede decir tanto con un dibujo y una o dos frases?

Me encantó tu post sobre lo "iluso" de los libros de autoayuda con el que estoy totalmente de acuerdo.

Un abrazo, Sam

Tesa dijo...

WASTEDCHERRY: te fijaste en la ventana, en el cuadrito de " La niña de los pies grandes"

Ahí ya estamos todos.

Un abrazo, me paso por tus blogs.

Sol dijo...

Me ha encantado tu decálogo Tesa. Es como para imprimirlo y colocarlo en la nevera en el lugar que ocupa la dieta absurda de adelgazamiento que nos hace tan infelices. Y el montaje de la foto también es fantástico. Mi más sincera enhorabuena por este post.

Sol dijo...

He compartido esta entrada en mi facebook. Espero que no te importe, pero si no te gusta la idea, dímelo cuanto antes y lo retiraré. Sólo tengo a amigos entre mis contactos y me gusta compartir con ellos lo que me emociona. Un besazo.

Tesa dijo...

SOL: por supuesto que puedes compartir ésta y todas mis entradas que te parezcan en facebook.

Cuantos más intentemos ser felices y no tomarnos demasiado en serio a nosotros mismos, mejor irá este mundo.

Un beso

MARU dijo...

Buenas reflexiones... a lo único que le pongo un "pero" es a la última frase.
Yo digo:

"Hay momentos en los que todo va mal; no te asustes, no duran"....

Besitos,. querida amiga.

Mos dijo...

Yo, que siempre estaba rodeado de tristeza, he ido aprendiendo a ver la vida un poco con esos puntos que aconsejas, Tesa. Por tanto, creo que es un buen consejo para Carlota y para el resto de mortales.
Llorar lo justo, reír todo lo que se pueda. La cita de Renard es cierta pero, pero, pero "no te asustes que vendrán otros mejores".
Un abrazo de Mos desde mi orilla.

wastedcherry dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
wastedcherry dijo...

Tesa, va de nuevo, me quedo confuso el comentario anterior; lo que te quería decir es que sí, sí, ya veo el cuadrito de la niña de los pies grandes y me parece que ella ha caído en el mejor ambiente. Me gusta, me gusta.

Fernando dijo...

Bonjour Tristesse

Si a veces me hundo en la noche y escribo sobre ti,
esperando que al amanecer seas el humo o lo invisible,
no es porque tema que vuelvas a dormir junto a mi pecho,
tan solo que aunque tu nombre tenga aire de melancolía,
nadie, ni siquiera yo, tenga permiso para cerrarte mi puerta.


besos

David C. dijo...

Buenos consejos.